top of page
Buscar
  • Foto del escritorMANJASUR VALERO

Cultiva frutas y verduras a partir de restos de comida.

Actualizado: 30 ene 2023









Restos de raíces, tallos, bulbos, semillas de frutas o hierbas llevan en su interior las células necesarias para generar nuevas versiones de sí mismos. Pudiendo así, darle otra vida a los restos de la comida que nos sobran.


Es un modo de ahorrar en alimentación y una manera creativa y divertida de utilizar los alimentos y concienciar a los más pequeños sobre la gran cantidad de desperdicios que generamos y cómo estos se pueden reducir.



¿De qué manera conseguimos cultivarlos?


No es tan difícil como pensamos, pues todo se cultiva replantando. Solo que hay que tener en cuenta que cada tipo de vegetal o planta necesita unos métodos o cuidados distintos.


En este blog, os detallaremos como replantar alguno de los alimentos más comunes en todos los hogares.



- Zanahorias



  1. Para las zanahorias, conserva un trozo de 5 cm de la parte superior y corta las hojas.

  2. Coloca los esquejes de zanahoria con el extremo superior hacia arriba en un tarro o un cuenco llano que pueda contener agua. Lo ideal es preparar varias zanahorias a la vez para que rebroten.

  3. Llena el recipiente con agua fresca suficiente para cubrir toda la parte naranja de la raíz de la zanahoria, pero sin sumergir la parte superior.

  4. Deja el recipiente en un sitio parcialmente soleado y cambia el agua a diario.

  5. En unos días verás las primeras hojas rebrotando de los esquejes. Será el momento de trasplantarlos en tierra.

  6. Llena una maceta mediana con sustrato y coloca los esquejes de zanahorias con las hojas saliendo de la tierra. Deben quedar visibles 2 de los 5 cm del esqueje.

  7. Riega la maceta manteniendo la humedad y teniendo en cuenta las condiciones ambientales. Ten en cuenta que un exceso de agua puede pudrir la planta.

  8. Puedes cultivar las zanahorias en interior o exterior e incluso plantarlas directamente en la tierra del jardín.


- Aguacate


  1. Necesitaremos el hueso del aguacate. En el cual clavaremos varios palillos en cruz para que al apoyar este en un vaso no se sumerga completamente en el agua.

  2. Lo dejamos apoyado en un vaso con agua durante unas 3 o 4 semanas, hasta que la raíz tenga unos 10 cm de longitud.

  3. Cuando la raíz haya alcanzado los centimetros necesarios, retiramos el hueso del vaso con agua, quitamos los palillos y plantamos en una maceta con sustrato universal. En unos 30 días deberíamos ver las primeras hojas de la planta.

  4. Mantendremos la tierra siempre hidratada, pues es una planta que necesita mucha agua.


- Puerro


  1. Con algunas verduras todavía es mucho más fácil, los puerros ya suelen traer raices incorporadas, que solemos cortar y tirar. En este caso, deberemos conservarlas.

  2. Introduciremos la parte baja del puerro junto con las raices en un recipiente con agua hasta que veamos que estas van creciendo.

  3. Cuando observemos que las raices se van desarrollando, transplantaremos la planta a una maceta.

  4. La regaremos cuando veamos que la tierra está seca y pondremos la maceta al sol.



- Ajo


  1. Otro de los alimentos más sencillos para cultivar es el ajo.

  2. Necesitarás dientes de ajo, y un lugar donde plantarlos.

  3. Colocarás el diente de ajo con la punta mirando hacia arriba a unos 3 centimetros de profundidad.

  4. Necesitarás mantener la tierra húmeda y colocar la planta en un lugar donde le de la mayor parte del tiempo el sol.

3 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page